El Pueblo ha hablado

 Mikel Agirregabiria Agirre 

Aznar pasará a la historia negra de España.

 La conmoción provocada el 11M por terroristas que dicen defender el Islam fue inmensurable, nos transportó todos los horrores de la monstruosa guerra hasta cada cuarto de estar. Viendo las horrendas imágenes, oyendo a los mutilados y sintiendo todo el amargor de la infamia, ya no valían los subterfugios de “batallas victoriosas con bombas inteligentes y daños colaterales”, sino que se trataba de la más cruel realidad que no se apartaba de nuestra vida: Centenares de infelices víctimas, completamente inocentes, habían sido asesinadas o malheridas por el sinsentido del terror mundial.

 Los móviles gimieron insistentemente entre las vías del tren reclamando la atención de los sacrificados, llamados por sus angustiados familiares, y encogiendo el corazón de quienes no podían contestar porque la única respuesta posible era que sus allegados habían fallecido en otro insensato episodio de cobardía bélica.

 Horas después, y a pesar de las manipulaciones informativas que figurarán en todos los textos del periodismo universal como la aberración de un poder corrupto, las almas más dormidas escucharon la llamada de las urnas. Fue el despertar de la pesadilla, de un horror insufriblemente cierto: el abuso de un gobierno y de un partido que con su mayoría absoluta había apoyado una injusta guerra contra el sentir mayoritario, había especulado con nuestro futuro, había comprometido nuestro destino, había desterrado el diálogo democrático, había conculcado los derechos elementales de las minorías y había viciado todo el entramado democrático del Estado.

 Aznar, sus colaboradores y el PP que representaban y les apoyó, deben pasar a la Historia por la puerta falsa del deshonor y de la ignominia por su conducta absolutista, por la insolencia de su engreída desfachatez. Quienes hemos sufrido su indigno desgobierno, merecemos su retirada inmediata y definitiva para que desaparezcan de la política del Estado los modos autoritarios. Deben quedar como el ejemplo histórico de cómo una democracia sensata reprueba y destierra para siempre jamás a los gobernantes inicuos.

  Publicado en Diario Vasco (16-3-2004), CyberEuskadi (Columna diaria, 15-3-2004), Kaos en la Red (15-3-2004, comentarios), El Debate (IblNews, 15-3-2003 comentarios), Foro Republicano (15-3-2004), Sr. Director (15-3-2004), Vistazo a la Prensa (15-3-2004), Foros EITB (15-3-2004, comentarios), Revista Hasten + Cultura (15-3-2004), Sin columna (15-3-2004), El Confidencial Digital (16-3-2004), Uribe Kosta Digitala (15-3-2004), Carta-Traca nº 66 (Sección propia en Galicia Información 15-3-2004), Rojo y Negro (15-3-2004), Revista Pangea (16-3-2004), PP Nunca Más (16-3-2004), Página Digital (Argentina, 20-3-2004), El Nuevo Herald (Miami, 25-3-2004),...